viernes, agosto 03, 2007

De madre a hijo...



Déjame que te diga algo, hijo:
La vida para mí no ha sido una escalera de cristal.
La escalera ha tenido tachuelas,
y astillas,
y tablones levantados,
y lugares en los que no había ni alfombra.
Pelados.
Pero en ningún momento
he dejado de subirla,
ni de alcanzar rellanos,
ni de torcer recodos,
y a veces,
he avanzado en la oscuridad,
allí donde no había luz.
Así que, no te des por vencido, hijo.
No te quedes abajo
porque descubras que es difícil el ascenso.
No decaigas ahora.
Ya ves, cariño, que yo aún sigo,
yo todavía sigo subiendo,
y la vida para mí no ha sido una escalera de cristal.
* * *
.


Texto: James Langston Hughes
Foto: Girola Mateo


62 comentarios :

Aire dijo...

Que hermoso texto, cuan cierta todas sus lineas...
Me gusta cuando el autor hace reflexion con el ejemplo de madre a hijo... yo aun la subo.... eso penetra en la piel del hijo de por vida.
Besos hermosa!
Aire
.

teillu dijo...

De madre a hijo... y la escalera interior que asciende en la barcelonesa Sagrada Familia...

Besnies!

fgiucich dijo...

Cuando uno puede subir esas escaleras traicioneras y llegar a la cima, es un trinfo frente a las pruebas de la vida y el mejor ejemplo para mostrarle a los hijos. Abrazos.

TEA CUP CLUB dijo...

Nada mas lindo que del corazon de una madre al hijo. Que bello esta lo que has escrito hoy. Me encanta tu blog, te estaremos visitando por aca siempre

Cuanto quieras una tacita de te aca te esperamos en este rinconcito

Veronica

yraya dijo...

¡¡que bonitas palabras para decírselas a un hijo!!

Buen finde

Mikamy dijo...

Y bueno, toda madre querrá que la escalera que suba su hijo tenga menos tachuelas y esté más iluminada, verdad? Precioso escrito =)

¡Un abrazo!

Anónimo dijo...

Agradezco que lo des a conocer, no tenía ni pajolera idea de este poeta: James Langston Hughes

Te beso
MAX

txanba dijo...

ni una escalera de xstal... deja algo dentro pensando en millones de madres. un beso.

tx

TOROSALVAJE dijo...

OHHHHHHHHHHHHHHHHHH

Gracias Bohemia por postearlo.

Un beso.

la chica pirata dijo...

Un gran consejo, sí señora! ;)

Un besazo!=P

txusman dijo...

y le has dicho donde acaba la escalera? seguro que te lo va a preguntar... prepara respuestas...
y que sean convincentes....
saludos.

Fernanda dijo...

Las madres siempre nos acosejan y estimulan para quedemos lo mejor, nos dan fuerza, pero estas palabras también serviría para un padre a una hija, para los amigos, son universales y Son estimulantes
es mi segunda estacia por esta bitacora.

Enzo Antonio dijo...

Que hermoso texto, que bella enseñanza a un hijo. No tenía idea de ese autor así que gracias.
Chao, besos.

doncel dijo...

BOHEMIA: Encantado de saludarte otra vez. Cierto la vida no es facil.
Saludos cordiales.
Gracias por tu visita a mi colina.

fire dijo...

que precioso Bohe....
digno de ser guardado este fragmento....
Un besito ....

Kukilin dijo...

Bello texto, muy buena reflexión; siempre es un placer leerte.
Besitos preciosa:

Naty dijo...

Arriba (que el aire es más puro)... Atrás (ni para coger impulso)... Sigamos con la vida (que no se detiene)... Saluditos

Dedé dijo...

Me encanta tu blog... Muchas gracias por tu comentario, me seguirás viendo por aquí!

Besitos!

Baakanit dijo...

Hoy hablando con un companero de trabajo, conoci a una madre como esa del texto, mi amigo me confeso la historia de su vida, y los golpes fuertes que le ha dado la vida a su madre, primer esposo borrachon, segundo asesinado mientras taxiaba, hija muerta de sida, nieto desquiciado debido a la muerte de su madre, dos hijos que se la pasaban mas presos que fuera, otro que casi lo meten preso. De todos el unico que no la ha hecho sufrir es mi amigo, el mas joven de todos.

Despues de todo, al fina mi amigo me dice: A mi madre nunca la dejare sola, el dia que me case me la llevo conmigo, la mujer que no me quiera aceptar con mi madre, nunca entendera por lo que ella y yo hemos pasado.

Te cuidas, siempre encuentras bellisimos textos que mostrarnos!

Saludos

Violeta dijo...

Habría dado mucho porque mi madre alguna vez eme dijera palabras como ésta. Eso, mucho más que su obsesiva preocupación en construirme una pseudoérfección, protegiendo de la posibilidad de caer y sufrir.... los momentos difíciles llegaron y me ha costado una enormidad asumirlos... es por eso, que a mi hijo, le intento mostrar de dulce y de agraz...

Saludos

Detras Del Espejo dijo...

Dicen que las cosas llegan más cuando nos sentimos identificados con ellas...... Creo que quizás por el momento que estoy viviendo la poesia me llega al corazon......

Me ha encantado.....

Un beso, Jorge

el nombre... dijo...

qué bueno poder transmitirle esas palabras a un hijo, y no las típicas del "cuidate", "no quiero que sufras", "lo hago para que no te pase lo que a mì"...

Es muy inteligente y generoso brindarle a un hijo herramientas "reales", en el doble sentido de la palabra.
Sólo así, pueden caminar, correr, y hasta volar!!!

Un placer pasar por aquí.
Un abrazo

Anacleta dijo...

Que hermoso texto, y la imagen acompaña.

Muy hermoso.

Pasaba:)

M. dijo...

Hermosas palabras, de aquellas que uno siempre quisiera haber escuchado en ciertos momentos.

Argemis dijo...

Y toda madre intentará lijar las astillas de la escalera de su hijo pero al final él/la tendrá que subir por su propia escalera y lo importante es que nunca deje de hacerlo.
Precioso texto con un gran mensaje, gracias por sacar este fragmento de J.L.Hughes y enseñárnoslo.
Besotes Bohe.

*AdRi* dijo...

Las subiditas siempre tienen su recompensa!
No hay que rendirse!
Un saludo y hasta la vuelta!
*AdRi*

El Verbo Sabio y Divino dijo...

Precioso, y asi debe ser, ser un ejemplo para nuestros hijos, de que se puede.

M.

la danza de la vida dijo...

Me parece bellísimo estás sabias palabras, ojalá cuando somos pequeños nos advertieran así, en vez de intentar quitarnos los obstaculos o hacernos querer mirar para otro lado...un besito bohemia

METIS dijo...

ojala todos los niños tuvieran esas enseñanzas de sus padres.

por cierto, creo que el fotografo y yo nos fijamos en la mismisima escalera de caracol, apostaria algo.

besos

StraVaGanzZa dijo...

que preciosidad de texto, me encanta ^^

uff llevo mucho sin bloggear, todos habéis escrito cosas geniales

un besazo

Fontana dijo...

Y yo que tengo una escalera de caracol en mi casa. Algo debe significar.

Insomne dijo...

No te beso porque no te llego..

Gracias por postead este texto.

En dos palabras.. me encanta.


Pd. que bueno es ponerse en el papel de los demas para ayudarse uno mismo..y con ello a los demás. Un besazo

Amhailt dijo...

Que bonito. A veces conviene que alguien te recuerde que en el proximo rellano una ventana abierta te hara llegar una brisa fresca.

Ricardo J. Román dijo...

Es un hermoso texto, en un principio pensé que lo habías escrito tú.

Un abrazo y un beso, corazón!

Habichuela Mágica dijo...

Que lindo poema... dedicado a tu hijo? Hay también algo de sufrimiento...
Lindo blog,

saludos,
Habichuela

MentesSueltas dijo...

No te hagas problemas... pues leo todos los comentarios y los tuyos en especial. Dejame donde sea tus hermosas y cálidas letras.
Te abrazo con el afecto de siempre.

MentesSueltas

Sureando dijo...

Qué maravilla de texto. Todos los hijos debieran leerlo.

Renée dijo...

Qué bonito texto... No hay que dejar nunca de subir, por difícil que sea el ascenso, y es bueno que alguien nos lo recuerde, porque es cierto que puede haber momentos en que se nos olvide y prefiramos mirar hacia arriba sin avanzar. Besos trasnochados

Lola García dijo...

Y menos mal que la vida no es una escalera de cristal. Porque sería aburrido y no tendríamos nada que aprender.
Prefiero las escaleras de pinchos que son las que me hacen sentir.

Beaumont dijo...

A mi me gusta más aquello que cantaba Manolo Escobar con su pequeña Vanessa:

Papá, papá, te quiero mucho

Cariño mío, pos yo a ti mas.

Lucía dijo...

Es magnífico. Una metáfora muy acertada.
Besos.

El Verbo Sabio y Divino dijo...

Te invito una vez mas a mi blog.
Ya volvi a escribir, y te invito a que nuevamente caminemos de la mano.

M.

Máximo Ballester dijo...

Precioso texto con un mensaje de vida muy valioso. GRACIAS!

Y te pego aquí un poema de Almafuerte que tal vez ya conozcas.Un abrazo.



¡ PIU AVANTI !

No te des por vencido, ni aún vencido,
no te sientas esclavo, ni aún esclavo;
trémulo de pavor, piénsate bravo,
y acomete feroz, ya mal herido.
Ten el tesón del clavo enmohecido
que ya viejo y ruin, vuelve a ser clavo;
no la cobarde estupidez del pavo
que amaina su plumaje al primer ruido.
Procede como Dios que nunca llora;
o como Lucifer, que nunca reza;
o como el robledal, cuya grandeza
necesita del agua, y no la implora...
Que muerda y vocifere vengadora,
ya rodando en el polvo, tu cabeza !

Rodolfo N dijo...

Que buen texto!
Esa escalera que cuesta tanto subir!!
Besos

Joup dijo...

Me permites prestado el texto?, debohemia a ratos no se por que pero siempre llegas a mi alma cuando lo necesito. y ojala te visitara todos los dias, la verdad lo hago cada vez que El me guia, te añado a mis contactos, tal vez asi tenga la fortuna de leerte todos los dias.
Besos amiga?, puede ser tal?
amiga a distancia.
Gracias enormemente.
Katarsis.

Miguel dijo...

siempre se ofrece un protector abrazo

Capitán Fugitivo dijo...

En mi esencia no dejo de ser quien fui... en mi presencia ya no soy el mismo, más allá de los cambios no dejo de admirarla y de.. quererla.
Volveré!

timimi dijo...

aunq sea duro,aunq cueste subir,hay q alcanzar nuestras metas.
mu chulo el texto

vylia dijo...

Positivo, motivador.

Un abrazo.

Carlos dijo...

...sublime! se me hizo un nudo en la garganta.

Buena semana Boh.

Cai... dijo...

q complicada la relación madre-hijo... todo un rompecabezas
pero este post da un lindo paisaje para armar...
Un abrazo...

Yume dijo...

no para nada es de cristal, y si fuere de cristal, seria de cristal roto, porque siempre puedes salir lastimado, y hoy lo entiendo muy bien y aun así no dejare de subir por esa escalera

olvidaré el ayer... dijo...

yo que soy madre de una hija de 9 años,solo puedo decir que esta poema me hizo llorar.
preciosas palabras.
un beso y un abrazo con cariño,Bohemia.

perdona mi tardanza,pero ultimamente parece que soy muy amiga de la ausencia.
cuidate mucho y una semana linda.

Noa- dijo...

Nunca una escalera de cristal tallada con tanto amor fue tan resistente como la relación entre madre e hijo.

Saludos

ltr dijo...

La verdad es un texto muy malo

EquilibriO dijo...

El que vence a los demás es fuerte,
el que se vence a si mismo és poderoso (Napoleón Bonaparte)

No te rindas en tu subida, en la cima está la satisfacción de poder mirar atrás.

V'esos

Clarice Baricco dijo...

Seguiré aunque me cueste...seguiré.

framboisine dijo...

me gustan mucho estas paginas estas fotos,
muy personal y original, tambien Besos Framboisine

digler dijo...

que valiosas palabras, creo que todos deberíamos compartirlas con alguien, a cada momento si es posible

(digo con alguien, porque no solo estamos obligados a transmitir un mensaje a nuestros hijos)

M0rg4n4 dijo...

Es lo que siempre de decia mi padre...

Saludos, M0rg4n4

RomáN dijo...

Hermoso texto de Langston Bohe! La vida, no es una escalera de cristal, pero nada debería impedir que uno suba sus peldaños a fuerza de obstinación y pasión.

Abrazos linda Bohe!!!

Anónimo dijo...

Te invito a mirar
Revista Virtual

http://tariknunez.blogspot.com

Nueva publicación
Comentarios.

Obra virtual
http://infaustos.blogspot.com