sábado, febrero 14, 2009

El día de las desenamoradas...



Desayunaba en una cafetería y un par de mesas mas allá, me metí sin querer queriendo en la conversación que mantenían dos señoras que no hablaban en voz baja precisamente. Una de ellas tenia 40 años y la otra, tal vez algunos más, las dos fumaban como dos carreteros y habían distribuido por las sillas libres una legión de bolsas del supermercado. Decía la mas joven, con un punto de irritación y sorna en su voz, que por el día de los enamorados ella no celebraba nada, que con veinte años que llevaba casada lo que estaba era asqueada del matrimonio, no enamorada. Todo esto parece que lo decía de corazón, pero con mucha gracia y desparpajo. Y añadía, ¡que asco, todos los días son iguales! Lo mismo me da que sea domingo o que sea martes...¡todos los días son iguales! ¡Clonados!...Y luego los niños, que son unos pesados, que no ayudan nada, que se piensan que una es su criada y luego ni te lo agradecen. Y mi hija mayor, ¡esa otra espabilada! que esta estudiando y lo que tienen son cuentos, que ni estudia ni nada y venga pedir dinero y yo matándome a trabajar...¡Ni que el dinero creciera en los árboles! Y todo el día el novio metido en la casa, que no deja de ser un extraño...todo el día en la casa, que no tiene una ni intimidad en su hogar. Que lo veo mas que a mi marido, que se va por la mañana al trabajo, vuelve a almorzar y ya no regresa hasta la noche, el pobre mío...Y que me duelen todos los huesos del cuerpo, que me noto los años, que aunque no los aparente me siento mayor, me siento caduca...Que me tumbé ayer un rato a dormir la siesta, porque estaba molida, que yo no duermo nunca por la tarde, no te vayas a pensar... pero, es que ayer no podía con mi alma y luego no me podía mover del sofá. Y abro los ojos, y allí estaba el novio de mi hija, sentado a mi lado, ¡ay, que coraje me dio! Y cuando me levanté a recoger la ropa tendida no me respondían las piernas y tuve que ir como Frankenstein, caminando con la piernas tiesas y los brazos estirados porque tenía un hormigueo insoportable que me llegaba de los dedos al hombro...¡Como pesan los años! Que asco, esto no es vida...¿El día de los enamorados? A veces lo que le apetece a una es estar sola...que ya una esta harta de todo, de los niños, de la casa y del marido...y que ni ganas tengo de mirarme al espejo, ni de arreglarme, que me pongo cualquier cosa y se acabó, que yo antes no salía a la calle sin ponerme mi poquito de carmín y mi poquito de rimel...¿pero ahora?...Anda, yo ya no estoy enamorada ni nada, yo solo estoy desganada... Y mientras la más joven soltaba todo eso sin respirar, como una metralleta, la otra asentía resignada poniendo los ojos en blanco y diciendo, "mas razón que un santo, mas razón que un santo". Estaban en esas cuando por la cristalera pasó un matrimonio de jubilados muy acaramelados y sonrientes que tenían los ojos llenos de complicidad. La señora llevaba en su mano una rosa roja y la mano libre bien aferrada al brazo de su esposo. Las dos mujeres se quedaron mirándolos y la más joven añadió: Bueno, hay que reconocer que a veces, en algunos casos, Cupido sabe hacer muy bien su trabajo...Y se quedaron en silencio, con los ojos clavados en la cristalera y con el cigarrillo en alto, como en pie de guerra.
.
.
Texto: Bohemia
Imagen: Maitena



62 comentarios :

De cenizas dijo...

Qué cierto eso de que cada uno habla de la feria según le va...
Suerte, se necesita...pero también capacidad de empatía, y mucho amor, del de verdad...


besos

Anónimo dijo...

Como me he divertido con esta entrada, Bohe. A veces he escuchado a mujeres hablando cosas parecidas, quejandose mucho de los hijos, del maridos y de las tareas domesticas, pero bueno, es que la vida en ocasiones es muy rutinaria y eso le quema la sangre a cualquiera. Feliz dia de los enamorados que yo se de buena tinta que a diferencia de esas dos señoras tu estas muy enamoradita y feliz :)

Dani Campbell

Sibyla dijo...

El dibujo de Mitena es muy significativo! Ja,ja

Pero la pareja de jubilados, que aparecen al final de la historia, demuestra que uno puede conseguir una vida satisfaciente dentro del matrimonio...¿o no?...

Besitos Bohe:)

vylia dijo...

Muy ocurrente esto Bohemia. Lamentablemente, la rutina marca la vida de muchas personas. Por eso siempre es importante evitar que cada día sea igual al anterior.

Un abrazo.

rOo RAMONE dijo...

Uy, coincidencia total!! jajaja
cheveré texto =)
Un beso.

Mariela dijo...

JAJAJA, genial de veras. Es muy cierto, cada quien siempre opina y vive de acuerdo a sus percepciones, a veces el problema es no percibir másque las propias!

Feliz día!!!

MARISA dijo...

yo paso de este dia.. y mira que ando enamorá.. pero to los dias no este na mas coño..pasooo

Proyecto de Escritora dijo...

Todo depende de como lo veas. A mi no me parece un día especial, porque sea 14 de febrero, es especial si estoy con las personas a las que quiero o haciendo lo que me gusta. No quiero que me impongan fechas, pero eso sí, espero no convertirme en ninguna de ellas dos!! jeje

Besos!!

Turulato dijo...

Yo me empecé a sentir satisfecho allá por los 34 años de matrimonio. No se. También hay que saber esperar.

TORO SALVAJE dijo...

Debe haber jubilados así, aunque quizás estén escondidos, los que yo veo por la calle no me parecen muy radiantes.

Besos.

Anónimo dijo...

MI META ES SER COMO ESA PAREJA DE JUBILADOS Y CREO QUE SE PUEDE CONSEGUIR SI UNO SE LO PROPONE Y LE PONE MAGIA Y GANAS A LA CONVIVENCIA.

ME HE REIDO MUCHO CON EL TEXTO, TAN FLUIDO Y AUTENTICO.

ROSSY CRESPO

ANABEL dijo...

A mi me gustaría ser como los jubilados el día de mañana, y eso que soy poco de San VAlentín (yo prefiero celebrar el día que me ennovié, no sé si me entiendes). De todas formas, no parece que la mujer estuviera desenamorada de su esposo, sino harta de su vida, que es cosa distinta, porque del marido habla con cierto apego. Puede que cuando se libere de hijos, novios..., se anime ¿no crees?.
Besos

MARIO ALONSO dijo...

Bendita pareja de jubilados, poder llegar a esas edades disfrutando del amor. Mucho me temo que la sociedad actual nos avocará a ser como las otras dos señoras, y a vivir con resignación, dejadez, desilusión y desidia este tipo de fechas, porque poco a poco perdemos todo tipo de ilusiones...

Alejandra dijo...

Ufff hay que ver los dias distintos y diferentes, para exprimirle juguito a la vida para que sea menos pesada, y darse unos cuantos gustitos.

Besito

yeste lima dijo...

Jajaja, desde luego es lo que más se oye en las mujeres casadas con muchos años de matrimonio, pero creo que la mayoría de las veces se tiene lo que no nos esforzamos en tener.
Todo en esta vida hay que cuidarlo, el amor, el matrimonio, la pasión, la ternura, no caer en la rutina y desde luego hacer un hueco de vez en cuando para estar a solas el matrimonio a pesar de los hijos.

Un beso.

thoti dijo...

.. ayy Bohe.. como la vida misma!!!...

.. me gustó.. besos..

Lunaria dijo...

Desgraciadamente no es la primera vez que escuchamos esas historias.
Ambas partes tienen que intentar que la rutina no entre en sus vidas.
Por cierto, tienes un regalito en mi blog.
Besos.

Condevolney dijo...

Por fin, esa mirada oculta entre la esquina de tu casa y el muro que separa la calle del jardín de la mía, un apólogo genial, como la vida real, “que asco, esto no es vida......”y como dice el alma en pena, una sufrida condena, aunque yo también conozco a alguno que lleva más de 40 con la misma, pero todo fachada.....no te creas.

Otro beso, pero este en verso.

ka dijo...

bueno, yo soy de los q creen q san valentin tienen q ser todos los dias, no lo digo por los regalos, si no porque se supone q todos los dias demuestras de alguna manera a quien amas, q lo amas, no? :)

besitos Bohe

fgiucich dijo...

Hay ejemplos que sirven de ejemplo. Abrazos.

Gabiprog dijo...

jejeje...
Rutinas que erosionan!

:)

Besos!

kukilin dijo...

La escena de la pareja con la rosa me pegò fuerte, que si mi esposo viviera, esos dos serìamos nosotros.
Ahora soy una desenamorada yo tambièn jajaja!!! Pero no me quejo como esas señoras, cuando algo no me gusta, pongo los puntos sobre las ìes y a otra cosa mariposa.

Càlidos besitos hermosa♥

PD: el ramillete de besos que me dejaste me puso muy feliz.

Solange Pérez M dijo...

Esta historia me ha encantado! he escuchado en varias ocasiones comentarios asi, pero la verdad es que parejas como esos ancianitos agarrados de las manos que en sus ojos se le ve el amor como si tuvieran 20 me mantiene mis esperanzas en alto!!!

Que viva el amor!

un abrazo!

josé javier dijo...

Porque el amor hay que regarlo con asiduidad, hay que cuidarlo y mimarlo y ser capacez de encontrarlo en cada ratito del día a día.
Y de vez en cuando escaparte con tu pareja y hacer una locura.
Es probable que eso es lo que hubieran hecho los ancianitos que pasaban por la calle.
Un abrazo. J.J.

ari (cosas sencillas) dijo...

hola! pasa a buscar tu regalito...
estoy perdida pero sigo de pie. besosssssss

María dijo...

Hola Bohemia...gracias por pasarte por mi blog. Son realmente curiosas las conversaciones de cafetería. Me encantan!! Por cierto, la imagen de maitena también...muy apropiada con el texto.
Personalmente, aunque me creo enamorada, éste día es uno más en el calendario...no es preciso "comprar" algo.
Un saludo!!

Palmoba dijo...

Muchísimas veces, el destino hace muy su trabajo.

Nos damos cuenta??

dintel dijo...

Me da miedo llegar a eso.

angélica beatriz dijo...

Así es el amor de precioso, pero cuidado cuando lo ahoga la rutina y la costumbre :-(

Buena historia querida Bohemia, de la vida misma...

Besos.

Nayuribe dijo...

Ah, espero llegar a ser algún día como la pareja que pasó por la ventana, o cuando menos una mujer sola pero enamorada... cuando menos de la vida...:)
besitos bohemia, y estuvo divertida tu entrada.

Miguel dijo...

bonita imagen la que dibujan esta pareja de viejitos ... para ellos va especialmente el recuerdo de mi mariposa que seguro entrelaza tu maravilloso y cálido abrazo.

princesa.incandescente. dijo...

No me gustaría ser la eterna enamorada, pero tampoco deseo quedarme sola el resto de mis días.
Tal vez, como se ha dicho, la clave este en improvisar, tal vez eso es lo que convierte el amor en amor.
UN beso :)

María_cantabria dijo...

Da mucho que pensar esta entrada... ojala no nos volvamos asi.. pq tonces no habra espejo que nos refleje lo poco que disfrutamos los pequeños instantes diciendo que somos desgana etc.. eres una peazo escritora ;)

Besos, muuuuuuuchos!!
Pronto tendras misiva :)
Maria

cieloazzul dijo...

Cierto, de repente cupido da en el blanco.... pero muuuy a veces....
jajaja
besos querida Bohe:)

Conciencia Personal dijo...

Es de sabios equivocarse, no siempre se escoge bien...

Un abrazo.

Cathy Pazos dijo...

Tiempo, eso es lo que me dicen siempre y te digo lo mismo, igual es complicado, pero así será el tiempo lo dirá.

Besitos

;D

Saúl dijo...

cierto que cupido como buen funcionario de vez en cuando hace su trabajo..

Moony-A media luz dijo...

Sí, a veces lo hace bien, pero, no basta. Hay que calentar el fuego con frecuencia. Cada uno
Y no hay que fiarse de las quejas. Probablemente si a la prota le quitarían marido e hijos, se sumiría en la depre más profunda.
Nos quejamos demasiado...

Un beso enorme.

suspiro dijo...

Un sueño, llegar a viejita y pasear de la mano de tu amor, para eso hay que cuidarlo todos los días.
Besos, me ha gustado mucho tu post.

MONICA dijo...

Realidades. Me encantó leer esta realidad y ver la viñeta de Maitena. La ternura en las relaciones de pareja y las de estas dos amigas contándose en un ratito sus vidas. Un abrazo y buena semana. Gracias por estar cerca.

MILY dijo...

ja,ja,ja que gracia.
¡¡Que arte tiene escribiendo hija!!
Yo espero ser como la parejita de ancianos.
Besos
Mily.

Arcángel Mirón dijo...

Entre gracioso y trágico! Yo no quiero ser así luego de veinte años de matrimonio.
Bah, no sé si quiero casarme.

la chica pirata dijo...

qué preciosa historia. y qué miedo me da llegar a ser como una de las cuarentonas...

Un besazo :)

chapines de rubí dijo...

Jeje, ¡la imagen es perfecta!
Uff, aunque me hizo mucha gracia lo de caminar como Frankenstein, menos mal que al final la historia acabó bien con la parejina paseando amorosamente, que no me estaba gustando nada las quejas y lamentaciones.
Está claro que el 14 de febrero tiene que ser todos los dias del año, así que como hoy ya es 16, aprovecho y te mando un montonín de besinos :)

Cristian dijo...

Hola Bohemia,

Buena Crónica. Se te extraña en el café.

Besos

Sherezada dijo...

asi son las cosas de la vida... son pocaslas parejas que pasan la vida amando de verdad a su pareja y son amadas de igual manera

Yo prefiero festejar cada dia el amor que tengo hacea quienes ocupan mi corazon no solo un dia al años

mil besos desde las estrellas

Ignacio Bermejo dijo...

Esas cosas pasan, sobre todo tras tantos años de convivencia. (Creo que les pasa a todos, pero eso te lo digo casi en un susurro para que nadie se entere) Un beso.

Alatriste dijo...

Y es que a veces el amor, logra hacerse hueco entre un mar de problemas que lo ahogan. Espero encontrar algún día algo así, una relación como la de esa pareja de ancianos. Es mi sueño. El de casi todos imagino. Un gran texto, amiga y habrá que seguir teniendo esperanza. Cuídate mucho. Besos.

AdR dijo...

Y yo pasando ese día más encerrado que las ostras. En fin...

Un hurra por los jubilados :)

Besos

A do outro lado da xanela dijo...

siempre queda esa esperanza de que cupido sepa hacer su trabajo

beso!

La Perra de Kenia dijo...

muy indicada la caricatura de Maitena ... y muy chul la historia , solo faltaba que les hubieras dado una colleja a cada una por ser unas cenutrias!
Besitos

El escupidor de palabras dijo...

Muy cierto!!! pero pues hechando a perder se aprende! ja! saludos!

Tanakil dijo...

Supongo que a cada uno le va como se lo monta :)
Saludos,
Tanakil.

zel dijo...

Touché, touché e "identifiqué"

Mas razón que una santa...como la entiendo...a la señora parlanchina, claro, eso podría haberlo dicho yo, sin novio, que tengo dos varones, y no parece que estén por la labor...de independizarse....Besoso guapísima!

Maria Coca dijo...

Qué buen texto, Bohe,sabes captar esos momentos que dicen mucho sobre la vida, sin duda. Paradojas del amor... Diálogo que se repite en cualquier bar porque lo que no suele abundar es la pareja de enamorados jubilados tras el cristal. Qué dulzura...

Besosss

Câline dijo...

uy... qué fuerte tanta queja junta!
Yo le doy gracias a Dios todos los días, quizá eso ayuda a que la vida no sea una desgracia, sino al contrario: una alegría.
Saludos.

fire dijo...

una de esas era yo...no?...
jejejee...
ayyyyyyy (suspiro resignado)....

Clarice Baricco dijo...

Escribiste una realidad.


Abrazos.

Hernán dijo...

Bueno, eso lo que muestra no es tanto la felicidad o no del amor o la pareja (es muy aleatorio) sino la mierda de vida que lleva el ciudadano medio hoy en día... Y la mujer si es trabajadora y madre, pues doble mierda en muchos casos.

Trabajos oficinescos sin sentido, horarios enloquecidos, competencia a cuchillo, mala retribución, escaso ocio, más escasa cultura para disfrutar de ese ocio (otra cosa que no sea consumir / presenciar...)

Si a esto unimos que se nos presenta una iconografía de felicidad doméstica y romántica cada vez más irreal y desmesurada, no hay que extrañar que a cierta edad la decepción sea palpable...

Así se comprende que los viejitos, que ya se libraron de la cotidianidad nefasta de la sociedad actual, si tienen salud, casi que puedan disfrutar más del tiempo que los de edad mediana.

peponita y venus dijo...

Buenas, buenas!!! que historia tan divertida, pues te diré que yo celebré ese día con una botella de sidra por no estar enamorada!!! pero sigo creyendo en el amor. Un beso

simplementeyo dijo...

Bueno es bonito saber q a veces Cupido hace bien las cosas.. Besos

berenguela dijo...

me he reido mucho con eso de ‘..no me respondían las piernas y tuve que ir como Frankestein caminando con las piernas tiesas y los brazos estirados..’ jaja muy gracioso. La verdad es que esta conversación es habitual..y es dificil encontrar matrimonios que sigan igual de felices como el primer día aunque puede haberlos..jaja