lunes, diciembre 26, 2005

En sus zapatos...




Ella me dijo:
-El destino me lanzó una señal y no supe interpretarla, en lugar de cambiar mi rumbo seguí tropezando con las mismas piedras y ahora tengo los zapatos rotos y la sonrisa enconada...-.


Foto: Rafal Bednarz
Texto: Bohemia 




45 comentarios :

indianguman dijo...

Ayayay, es que eso de interpretar las seniales del destino es tan difícil, y uno es a veces tan empecinado que no ve, tan porfiado que se rehusa a escuchar su propio corazón.

abrazos post-navidenios!

maocevallos dijo...

no te preocupes tanto estropeando los zapatos se aprende.

yuyu dijo...

y quien era ella?
preciosas y tristes palabras para decir.. lástima que sean tan ciertas.. y tan frecuentes
un beso y felices fiestas

Alvaro dijo...

el hombre es el único animal que tropieza dos veces (y más) con la misma piedra.

Tarde o temprano se aprende

yoymimismo dijo...

Y una feliz vida, bohemia, también tienes eso

La senda dijo...

quizás sea la señal de que tengas que pasar por el zapatero, quien sabe, quizás allí este alguien que te está esperando ; )

abrazos y feliz navidad

mixtu dijo...

Sou um apaixonado pela magia da fotografia e pela sensiblidade transmitida pela pintura. Adorei esta fotografia, o enquadramento...
Não há destino, todos os dias mudamos (cambiamos) a nossa a vida.
É necessário deixar romper os sapatos, andar descalço,sem eles, pois como tudo na vida, eles também devem ser úteis até ao fim, convém não ter oc cordões desapertados, pois podes tropeçar...
jinhos lusos :)

Trini dijo...

Creo que aunque interpretemos las señales, somos tan tozudos que no las seguimos. Por lo tanto, zas y zas, a tropezar tantas veces como se pueda, no tenemos remedio...

Abrazos, me alegro de que t ehaya llegado mi poema.

Nahda dijo...

Eso es que tocaba cambiar de zapatos, caminar un rato descalza, pq al fin y al cabo elegimos nuestros destino, por los menos los senderos por donde ir... no te pares vuelve a recuperar el ritmo y la sonrisa...

besos,

anjara

"Un-updated" Marko dijo...

Zapatos rotos pero lel zurrón lleno de experiencias, espero que sobre todo de felicidad, más aún estos días!! Feliz Navidad!!

ojitos dijo...

lo importante es, entonces, ver si tienes un par de zapatos que le puedas regalar ya que ha encontrado de nuevo su camino..feliz navidad y
saludos, te sigo leyendo :)

santolaya dijo...

hechando a perder se aprende

menina dijo...

Como ya te conoces las piedrecitas, cuando pases por ellas da un saltito.
Un beso

fgiucich dijo...

Un texto tan simple y tan hermoso. Bellìsima la fotografía. Abrazos.

la witch dijo...

Nunca es tarde para cambiar de rumbo:)

Eremita dijo...

Esos zapatos rotos por la experiencia la harán más fuerte.
Puede que no tomara el camino incorrecto, sólo el más largo.

Mágico dijo...

Interpretar? Después que el barco se hudió toooooooodo el mundo sabía cómo se hubiese podido salvar. ;)

paloma dijo...

Parece mentira, pero sólo tropezando y dejándonos los zapatos y la piel, es como mejor se aprenden las lecciones de la vida, sobre todo, porque no se olvidan... normalmente, claro.

Muchos BesoS

mazamarroque dijo...

A mi me gusta caminar descalzo ... tan solo hay que descubrir el buen terreno para hacerlo (mullida alfombra oriental, arena de playa, duna de desierto, ...) ...

Darilea dijo...

Deberiamos hacerles más caso a las piedrecitas del camino.
Por algo estan ahí no?
Besitos

Grial dijo...

Los zapatos tienen recambio, y la sonrisa no tiene precio ;)
Un beso :)
Pd. Felices Fiestas ;)

Umma1 dijo...

Qué otra forma hay para aprender?

Meigo y Druida dijo...

Se interpretan siempre a posteriori. En el otro seguro que habia las mismas piedras. Siempre hay otros zapatos que, seguro, vuelven a la sonrisa todo su frescura y color. Pero lo mejor es que fue libre en su camino.

amaltea dijo...

como me suena...

Feliz Navidad...

lluvia de emergencia dijo...

esa foto dice demasiadas cosas ... y unos zapatos rotos siempre son reemplazables

:)

Kandy dijo...

Precioso...

punkserastu dijo...

miro hacia abajo y sí, mis zapatos estan rotos... y creo que me gusta... sí me gustan mis zapatos rotos.

natalia (cenicienta) dijo...

bueno nunca es tarde para cambiar de rumbos... te compras otros zapatos y listo.. eso sí no tires los viejos te recordarán donde estuvo el error y eso es bueno.. besos grandes.. y felices fiestas..

Pipiolex dijo...

Nunca es demasiado tarde como para cambiar de rumbo.
Nunca.

Saludos

Cristal dijo...

Espero para ella que ahora entendió que siempre se debe de ser atento a los señales... sino no dejamos de comprar nuevos zapatos ;)
Muchos besos, querida

NAHIR dijo...

BOHEMIA...QUERIDA AMIGA SENSUAL Y ENIGMÁTICA...siempre tropezamos con piedras, y sabés?? eso nos hace crecer.....no importa el tamaño, sólo es cuestión de tiepo, tiempo para reconocer la piedra, tiempo para saber cuando la podemos sacar a un lado de nuestro camino.............tiempo BOHEMIA..pero que tu SONRISA SIGA SIENDO FRESCA COMO TU.....LLENO DE AMOR MIS ABRAZOS QUE ENVIO A TU CORAZÓN....SILVIA--NAHIR

El Navegante dijo...

El destino, siempre el bendito destino, ay, por qué niña no puede insinuarte cuál es el sendero que él ya trazó, libre de piedras, para que el brillo de tu sonrisa reluzca en zapatos de charol del color de tus labios.
DE AQUI ME VOY DERECHO A LINKEARTE , APA. !!!

sietecrisantemos dijo...

me quedo con mis zapatos rotos...
saludos, lindo post

Lisa dijo...

Si nos damos cuenta de la cosas, entoces, podemos hacer el intento de cambiarlo...

Siemple y me encanto!

Rodolfo N dijo...

Si es tu convicción, aún con llas en los "pies", sigue, encontraras al final esa salida .con dolor o no pero llegar. Además por lo que se vé todavia los "pies", estan muy bellos, y la sonrisa es sólo un rictus, cuaquier nube devolverá alegría.
Hermoso blog

leodegundia dijo...

Es una pena que no aprendamos a fijarnos más y así tropezar menos para que la sonrisa no pierda su encanto.
Gracias por tu visita. Un abrazo.

NoM@ReD dijo...

Si, un caprichoso niño mimado es el destino, unas veces fiel y cariñoso aliado y otras rebelde y traicionero como una cobra. Menos mal que las piedras no se mueven siempre es bueno recordar donde las dejaste.

cintya dijo...

que bella fraseee!!!.. eso es lo que muchos hacemos, no sabemos interpretar. bye besos

Laura dijo...

Así somos los humanos; seres que tropezamos dos veces con a misma piedra, a veces tres...

Arrojá tu corazón hacia adelante y sigue sus huellas.

Besos

s8 dijo...

Pues nada otros nuevos, para seguir tropezando sin romperte los deditos, no?
xa eso somos el unico animal k tropieza y tropieza y tropezara hasta k se muera en las mismas piedras...........

Zuriñe Vázquez dijo...

Bonita fotografía! las dudas nos hacen cometer muchos errores en la vida, y lo peor que a veces no sabes para donde tirar, que camino coger, aunque puede que al final llegues al mismo sitio, pero por diferente camino, más empedrado tal vez. Un abrazo

RAYDIGON dijo...

Atenta siempre, muy atenta a las señales...

Besin

STiRER dijo...

Me gusta mucho mirar los zapatos cuando la gente se los quita y los deja por ahi, me pongo a imaginar los pasos andados que le han dado forma a los zapatos viejos.

Wala dijo...

Si tu zapatos se rompen te comparmos otros y si la sonrisa está enconada no te preocupes, todo lo que está dentro al final tiene que salir. Sonrie aunque no quieras nunca sabes si t estan mirando. Besos

antona dijo...

Cada dia me gusta mas tu blog,aunque no deje muchos comentarios,que sepas que lo visito con fracuencia
salu2