sábado, agosto 28, 2010

La mujer de hielo...


El sol le tocaba la cara, le entraba por los ojos, le lamía el cuerpo con su lengua de fuego y ella no se derretía, no se fundía con su contacto. Sonreía, aquello era una muestra más de que su marido se equivocaba cuando le decía que era de hielo.



Texto: Bohemia

Imagen: Isaiah S.


43 comentarios :

Nerv dijo...

A veces ami también me dicen que soy de hielo, pero eso, es por que no me conocen.
Yo también leí Siddharta.
Me gusta tu rincón.

***Vanessa*** dijo...

Es bueno no ser mujer de hielo, para estos tiempos de cambio climático...
Besos!

Alís dijo...

Los maridos no nos conocen tan bien como creen, ni nosotras nos mostramos del todo.

Yo también me sonreí

Besos

Anónimo dijo...

Hola Bohe, me ha gustado este microcuento, creo que lo que importa es que ella tenga claro lo que es, al margen de lo que piensen otros. Gracias porque siempre tus escritos me hacen pensar y reflexionar, eso es bueno para el cerebro.

Chau

Rakela

peponita y venus dijo...

Ella era una mujer con autocontrol, porque si expresara todos sus sentimientos, entonces él se apagaría...
Por cierto, gracias por tu comentario en el blog de mi tía en la foto familiar, ya sabes algo más de mí :)
Un beso!!!

Enrique Rojas Guzmán dijo...

las personas son como instrumentos musicales, vibran según quien los toque.

Un saludo

De cenizas dijo...

Era de yellow... como la luz del sol... :)


besos

Gabiprog dijo...

El mejor hielo por eso...


:)

Nayuribe dijo...

Mmm quizás era de piedra o de barro seco... uy cuidado se termina quebrando con el calor!
besitos

Galleta dijo...

eres una bloguera absolutamente genial, es un verdadero placer leerte...

Anónimo dijo...

Una mujer de hielo entrega lo justo, en el momento justo, a la persona indicada.

Paso a dejarte un abrazo.

Yessi.

Trini dijo...

Hombre, se puede ser de hielo con el marido,; pero mira que con el sol... :):)

Besos

Len0re dijo...

Quizá tengan razon y seamos de hielo...quizá ellos no sean tan de fuego como creen.
El ser humano es una mezcla de ello, somos cálidos.

Besos

Juan Antonio dijo...

Sin duda era un ser incomprendido. Y fascinante.

*.*

Ananda Nilayán dijo...

Cómo se equivocan... y cuánto sabe una mujer.

Besitos

virgi dijo...

Quizá necesite otro tipo de calor menos convencional.
Besitos

Ana dijo...

Con pocas palabras logras llegar decir mucho, incluso inspirar, por eso enhorabuena, te ha quedado muy bien. La imagen que has puesto me encanta.
Saludos
:)

-OjosBienCerrados- dijo...

Creo que a veces hasta las mujeres de hielo podemos poseer en el pecho una llama más fuerte y profunda que el mismo sol... bella entrada.

Cordiales saludos!

fgiucich dijo...

Tal vez el marido tendría que aprender del sol.Abrazos.

La Chica Que Suspiraba Estrellas dijo...

Cuando por el corazón han pasado huracanas debastadores dejando pedazos que estan incrustados en el alma.. el hielo te conserva el corazón.. pero.... de nada sirve si llega una luz verdadera que sabe derretir con verdades el hielo que guarece el corazón.

Un besote muy gordo Bohe!

Me gusta mucho leer tus comentarios en mis suspiros :)

Belén dijo...

Lenguetazo a lenguetazo... conseguirá derretir el hielo...

Besicos

DANI dijo...

Ser de hielo siempre va acompañado de un "para quien". Todos no encendemos con alguien por congelados que estemos ;))

Besos encendidos

**kadannek** dijo...

Me sorprendió con el final, fue un buen remate.
Bonito texto, bonita imagen.
A la larga, en muchas ocaciones, la frivolidad es una mascarada, ya sea como un mecanismo de defenza necesario o para ocultar ciertos deseos y/o secretos.

A do outro lado da xanela dijo...

El hielo siempre acaba derritiéndose.

Yo tampoco creo que haya tanta frígida por el mundo ;)

Beso!

isobel dijo...

que cosas más bonitas traes siempre, besos preciosa

yraya dijo...

A ver si el marido iba a tener razón, si ella no se derretía...

chicavioleta lunar* dijo...

..y esque quién se le niega a tremendo Sol

Alejandra dijo...

Woow
Yo creo que no se derrite para poder disfrutar a tremendo solecito.
Me gusto muchisisimo la imagen Bohe.
besito

Aguas Azules dijo...

Siempre llega el verdadero, el que llega dentro del corazón, es la clave, un beso y me encanto tu entrada.

Mary dijo...

Pues a veces quien nos tiene más cerca es quien no se percata de nuestra capacidad de sentir. El sol estaba lejos, por eso lo veía claro.
besos

Rodolfo N dijo...

La mujer sabe y puede ser hielo y fuego,mente y piel...
Siempre un bello dilema
Besos.

Maria Coca dijo...

Si es que todos tenemos la sangre caliente!!!!!!

Ya he vuelto Bohe!!!

Besos de retorno.

Ayshane dijo...

No es tan malo ser de hielo... al menos de vez en cuando... ¿se puede ser a medias?

Abrazos...

Josseiяis dijo...

Perfecto! Me gusta mucho.
Un placer!
Saludiitos!●๋•

manuel rubiales dijo...

Igual no se derretía por ser de cristal, que también es frío y resbaladizo, y eso que no podía saberlo ni el sol, ni el marido ni, quizás, ella misma
Vino y besos

ANTIQVA dijo...

Pues a uno le gustan las mujeres de hielo, sobre todo si les gusta mirar a la Luna y ademas saben a limón...

Condevolney dijo...

Precioso poema, hay veces que nos juzgan sin pasión.
Un beso de hielo de sol

JuanMa dijo...

No a todos nos calientan los mismos fuegos...

Un beso rompehielos.

simplemente yo dijo...

Pues seguramente no sería de hielo, solo que su marido no sabía darle calor. Bessos

Clarice Baricco dijo...

Me encanta como puedes sacar la historia de una imagen. Y te imito.

Abrazos.

Kim Basinguer dijo...

A veces nos hacemos de hielo ante hombres que no entienden nada.

Sauze dijo...

que bien trabajas las palabras, bohe, llegan alto...

Ŧirєηzє ✿ܓ dijo...

ajajá.....
con que escribiendo sobre mi sin decirmelo....¡¡¡


Es broma...pero me suena mucho este post..

Resulta que con la vida aprendes que no siempre somos lo que la vida nos ha convertido...

y coo decian en nose donde...
no hay mujer fria..sino...



pues eso...

:-)