jueves, mayo 13, 2010

Versos prestados de Yuli Pokoskiv...



Cuando me quito toda la ropa
mi personalidad cae al suelo
junto a ella,
y me convierto
en un diminuto punto
entre el armario y la cama.



42 comentarios :

i dijo...

un poema que tiene mucha vigencia hoy en día, en esta sociedad tan supina y superficial, hay gente que con sus ropas de marcas se crean su personalidad, pero en la desnudez de su alma estan vacios.

Saludos

Nayuribe dijo...

Uu q bueno... y aunque no siempre es así, creo q si pasa frecuentemente, que nuestra personalidad se basa sólo en una imágen, y cuando nos despojamos de ella estamos indefensos, expuestos.
besitos

Yo. dijo...

superficialidad personificada en prendas, me gusta la comparativa y quizas la asociacion de que somos como platanos insignificantes q en nuestra soledad cotidiana nos vamos pelando para encontrarnos con la pulpa virgen, impoluta, me gusta, gracias por hacerme recordar.

Mary dijo...

Desnudos podemos ser o el punto más diminuto o bien el universo más extenso.

besos

AleMamá dijo...

Nunca uno está más expuesto a la humildad que cuando está desnudo. La realidad se manifiesta en toda la poquedad que somos.
Un beso

Gabiprog dijo...

Seguro que las sabanas opinan lo contrario!

:)

Mayte dijo...

Y en el punto aquél dónde todo es nulo, nos re-encontramos, como hoy yo con tus palabras.

Un biko siempre Bohe.

AdR dijo...

Y en realidad somos eso, un puntito de nada en mitad de todo el Universo que supone el armario y la cama.

Besos

Dryeden dijo...

Y es en ese momento cuando somos completamente nosotros, sin importar nada mas...

De cenizas dijo...

¡Esa autoestima!!!!!!!!!!


besos

SAIRETC dijo...

Tus letras dicen verdad.

Unas letras que ponen a pensar al lector.

Un abrazo

______________

te invito a mi blog

Ricardo J. Román dijo...

Excelente. Muchas cosas en pocas palabras. Me encantó como siempre venir a leerte, mi querida Bohemia.

Alejandra dijo...

Puffff a veces olvidamos que lo importante de nosotros esta dentro no en aquello que podamos vestir o calzar. Buena reflexión Bohe

fgiucich dijo...

La desnudez hecha belleza. Abrazos.

mariajesusparadela dijo...

Demasiado.

DANI dijo...

Menuda tristeza de vida ;(

Besos cariñosos

Máximo Ballester dijo...

Sin el disfraz queda una almita chiquita que necesita resolver cuestiones y no en el terreno de la superficie, la ropa. Muy bueno!
Un abrazo.

yraya dijo...

La desnudez es lo que tiene, a veces te hace sentir diminuto.
Besos

Rodolfo N dijo...

Pero quiza un punto muy querido y necesario para alguien...
Besos

Enrique Rojas Guzmán dijo...

y quizás un punto hermoso y maravilloso.

Besos

MentesSueltas dijo...

Hola, pido disculpas por este mensaje masivo, pero quería decirles que estoy atravesando un momento complicado y no podré visitarlos y comentar con la frecuencia que me gustaría.
Para mi es un placer escribir y compartirlo. Además de la hermosa sensación que lo lean y me envíen los hermosísimos comentarios que tanto valoro.
Estaré un tiempo distante, pero quiero que sepan que los extraño y sigo unido a ustedes...

Los abrazo, con el cariño de siempre.

MentesSueltas

MentesSueltas dijo...

Hola, pido disculpas por este mensaje masivo, pero quería decirles que estoy atravesando un momento complicado y no podré visitarlos y comentar con la frecuencia que me gustaría.
Para mi es un placer escribir y compartirlo. Además de la hermosa sensación que lo lean y me envíen los hermosísimos comentarios que tanto valoro.
Estaré un tiempo distante, pero quiero que sepan que los extraño y sigo unido a ustedes...

Los abrazo, con el cariño de siempre.

MentesSueltas

La sonrisa de Hiperión dijo...

Ummmm sabe a terciopelo...


Saludos y un abrazo

Wendy dijo...

cuantos años... Un saludo.

Paqui dijo...

Hoy en día cierto es que prima la apariencia, y la verdad que es una pena. La esencia de cada persona no se resume en la estética, pero ya sabemos que en la actualidad es así. Por otro lado, al despojarnos de toda la ropa ya no tenemos esa "protección", somos más humildes, nos sentimos más desprotegidos.
En fin, habrá que desnudarnos más a menudo para empezar a cambiar las cosas! jajaja

JuanMa dijo...

En mi caso es justo al revés: sólo cuando me despojo de todos los disfraces, puedo ser yo mismo.

Un beso, Bo.

Alessa dijo...

Excelente! Me ha gustado mucho tu blog

Manuel Rubiales dijo...

Mi admiradísima bohemia, cuanto gozo pasear por tu casa

Niamh dijo...

es en la total desnudez donde nos encontramos con lo poco y lo mucho que somos a la vez, libres de disfraces y corazas, libres de modas, de uniformes y apariencias. Un beso, Bohe

Robërtier dijo...

Hay ciertos desnudos, que necesariamente no es quitarse la ropa.

Besitos,

aminuscula dijo...

Se me hace muy tierno este texto. Y aunque la letra va en aumento, se puede ver claramente disminuir a la personita que queda. Muy visual, me ha encantado.

Un beso

Bellaluna dijo...

Me sucede sólo al desnudarme el alma... entonces sí, según con quién, nos desnudamos también por fuera, nos acariciamos, temblamos, y disfrutamos de nuestros puntos tendidos en la alfombra que hay entre el armario y la cama.

Un beso!

L.

Maria Coca dijo...

Buenísimo!!!! Qué claridad y simpleza con tanta profundidad...

Gracias Bohe!!!

Manuel dijo...

Seres frágiles con armaduras pesadas...

Manuel dijo...

Seres frágiles con armaduras pesadas...

Rebeca dijo...

Ayer, hoy y siempre me dará un respeto enorme venir a este blog ¿porque será? Felicidades...
un saludo
(cosasquenuncatedije)
www.unapartedelmundo.wordpress.com

Sauze dijo...

me produce ternura y necesidad de abrazo.un besito.

virgi dijo...

Muy bueno.
Muy real.

simplemente yo dijo...

Bueno me paerece triste.... yo desnuda sigo sintiendome yo. Besos

Ŧirєηzє ♥ dijo...

uy...
Yo ya soy un punto diminuto aun vestida...

que bonito bohe...¡¡¡

Kim Basinguer dijo...

La verdadera sencillez está en encontrarnos desnudos frente a nosotros mismos.

Clarice Baricco dijo...

No conocía al poeta. Lindo.